Pradera y Etxaniz volvieron a quedarse con la miel en los labios tras perder por la mínima (29-30) una final de gran calidad, ritmo y emoción

El repleto frontón de MALLABIA disfrutó con una nueva final de otro de los torneos enmarcados en el Circuito de Paleta Goma Femenina. 75 minutos de calidad que se decantaron por Arrizabalaga-Saez por un único tanto de margen.
La palista local Pradera y Etxaniz saltaron a la cancha con sed de venganza, no en vano fueron sus rivales de ayer quienes la pasada campaña también les privaron del título. Salieron muy fuertes ambas vizcaínas y en la primera mitad del partido se impusieron con claridad (7-1, 15-9). Arrizabalaga se mostró nerviosa y Sáez no podía contener a ambas rivales,… Los aficionados locales se frotaban las manos pues pensaban “este año si”.
De todos modos, pronto se fueron truncando esas ventajas y tales pensamientos pues la pequeña relajación de las unas y la mejor disposición de las otras se reflejaron en el luminoso, 15-15. A partir de ahí, mucha igualdad y alternancia en el marcador. Con el 22-22, volvió a despegar la pareja ‘local’ en gran medida a errores de la jovencísima y atrevidísima Olatz Arrizabalaga (27-24). No obstante, la final era dura y el físico comenzó a pasar factura a las vizcaínas. Arrizabalaga llegó más entera y poderosa a la última recta y su zaguera no bajó guardia en su capacidad de aguantar el tanto (27-29). Un último esfuerzo de Pradera-Etxaniz que de ninguna manera querían perder llevó el empate y la emoción al luminoso (29-29). El definitivo tanto cayó del lado de Arrizabalaga y Sáez, reeditando el título de la pasada campaña.
Las cuatro merecen la mejor nota. Deleitaron al público que abarrotó el recinto. Las zagueras espectaculares, la una más poderoso y la otra más constante. Entre las delanteras, ambas muy bien; más efectiva en la primera parte Pradera, después Arrizabalaga

ARRIZABALAGA-SAEZ NAGUSI MALLABIA

ARRIZABALAGA-SAEZ NAGUSI MALLABIA